Academia

Dra. Sandra Alfaro, primera especialista en Radiología UCN

Fecha: 7 abril, 2017

Dra. Sandra Alfaro, primera especialista en Radiología UCN

“Me dieron todas las herramientas para hacer lo mejor”

Rindió su examen hace algunos días y aún no puede dejar de sonreír. La Dra. Sandra Alfaro pasará a la historia de la Facultad de Medicina de la Universidad Católica del Norte por ser la primera titulada de Radiología.

Hace 3 años la casa de estudios abrió el programa buscando resolver las demandas sanitarias de nuestra zona, en un área clave como es la obtención e interpretación de imágenes para el diagnóstico médico.

Su trabajo en comunas pequeñas del norte de nuestro país como Vallenar y Alto del Carmen la ha llevado a tener plena convicción de la importancia de que el servicio público cuente con especialistas. “Cuando uno ve las dificultades de los pacientes, uno sabe que va a ser un aporte”, asegura.

Oriunda de La Ligua, estudió Medicina en Cuba donde asumió la “obligación moral para trabajar en lugares donde fuera necesario”. Y desde esa certeza asume su compromiso médico con Ovalle, comuna donde cumplirá su período asistencial.

¿Cómo fue el proceso para obtener la especialidad?
Fue todo un aprendizaje entre los docentes y también entre mi compañero y yo, que fuimos los primeros que entramos. Fue difícil en el contexto de que todos estábamos aprendiendo, pero había tanto amor en esa beca. Los doctores siempre fueron tan proactivos para que todo saliera bien, a pesar de la dificultad de los equipos, a la presión que hay en el sistema público por cumplir con los exámenes, trataron de compatibilizar y se suplió cualquier déficit que existiera. Y las cosas que no estaban cubiertas acá, porque no había neuroradiólogo o resonancia dentro del sistema público fueron coordinadas con Santiago y es por eso que estuve como 6 meses allá. Estuve en la Universidad Católica, hice un mes de Medicina Nuclear, un mes de Resonancia y después pasé 4 meses en la Universidad de Chile haciendo neuroradiología. Al final, fue súper bien estructurada. Cuando llegaba a Santiago sabían que veía desde la UCN, entonces al final nuestra beca fue más que conocida a nivel del círculo de becados.

¿Qué siente al ser la primera especialista en Radiología de la UCN?
Orgullosa, súper orgullosa. A veces uno trata de irse a las Universidades más conocidas, más grandes, por los años de trayectoria que tienen. Pero yo no me arrepiento para nada de haber estado en esta Universidad que estaba partiendo en esta área. Estaba naciendo, con todas las ganas de sacar lo mejor. Por eso, mostrar mi experiencia anterior y decir cómo trabajaban otros centros en sus áreas hizo que se complementara lo que ya teníamos. Los cursos a los que no teníamos acceso, siempre fueron pagados por la Universidad: los cursos de tomografía computada, de mamografía, de resonancia. Siento que hubo muchos elementos que hicieron que -para quienes no conocían esta beca- ahora sea de sumo interés, especialmente porque se da en esta Universidad, por las características que tiene, que no es lo mismo que el resto que se da en el país.

Como primera Radióloga UCN, ¿Qué le diría a quienes están pensando en postular?
Es una tremenda experiencia, muy bonita. En el equipo de Radiología (y en el resto de las áreas, por lo que sé de mis compañeros de Medicina Interna, Cirugía, Ginecología, etc) hay muy buenos profesores. En Radiología hay mucho amor en lo que hacen, hay un compromiso más allá de las horas que son pagadas como docentes, hay un compromiso fuera de horario. Cuando exponíamos y presentábamos casos, sentí que había un equipo muy importante a nivel de la región. En eso ha sido fundamental la organización de los hospitales y cómo ellos hicieron partícipes del proceso de formación a radiólogos de otros hospitales, con interés de llevar a radiólogos a lugares donde no se cumplían derivaciones, como ocurre en Ovalle. Cuando uno ve las dificultades de los pacientes, el cáncer avanzado con que llegan, uno sabe que va a ser un aporte en esos lugares y esa importancia también la transmitieron mis docentes. La doctora Vergara, que está a cargo de programa, y el resto de los docentes fueron un siete.

¿Cuál será su contribución en el ámbito de la Medicina?
Como profesional me dieron todas las herramientas para hacer lo mejor. Uno nunca termina de aprender. Es un camino que está recién empezando, es un tema de experiencias que se van aprendiendo en el camino, pero sé que las herramientas básicas mis docentes me las entregaron. Y ahora espero ser lo más integral posible en todos los aspectos, no solo en los aspectos técnicos como radiólogo. También ser parte de un cambio, hacer más que lo que un ente particular debe hacer. Hay tantas cosas que podemos cambiar y no lo vamos a hacer solos, así es que poder hacer trabajo en equipo es importante. Yo vi que los logros de los servicios de radiología, de ambos hospitales, son por lo que hacen como grupo; y eso espero encontrar allá, y si no, formarlo poco a poco. Es fundamental hacer un trabajo en equipo que vaya en pos de los pacientes, más allá de los logros personales, porque quien elige una carrera ligada al área de la medicina tiene un motivo social que lo mueve por encima de otras cosas. Ahora estoy feliz, preparándome para comenzar dentro de los próximos días y espero que mi contribución sea así, porque aún hay tanto que hacer.

No hay comentarios

Comenta tu también